La formula número 1 de los negocios exitosos , ¿en serio?

¿Es posible?

 

En los últimos días, al estar navegando YouTube apareció un video de Santiago Cosme con un título sugerente:

La verdad sobre los falsos gurús de Internet y como hacen dinero con sus cursos online

En este video analiza y expone las coincidencias que tienen los expertos, que él llama gurús, de los negocios en Internet.

Cómo presumen sus riquezas materiales, contrastando que a ellos solo les importa el conocimiento, mostrando grandes cantidades de dólares en efectivo, en una mesa, disparándolos con una máquina de contar billetes.

Exhibiendo sus cuentas bancarias, grandísimas por cierto, sin mayor problema.

Y como al hacerlo, empujan a la gente a comprar sus cursos, que algunos llegan a costar hasta $10,000.00 Dólares.

Y Santiago Cosme cita: “Si los dejas, te empujan a gastarte todo lo que tienes, y mientras tú gastas dinero en promesas, ellos se hacen multimillonarios”

número 1 admira blog

Por otra parte, al investigar a Jürgen Klaric, un norteamericano que se promociona como experto en neuroventas y neuromarketing, que más bien se ha desarrollado en Latinoamérica, encontré una discusión que llamó mi interés en Quora, donde había gente a favor y en contra.

Me llamó mucho la atención la opinión de Esperanza Castro, quien se suscribió a uno de sus seminarios gratuitos y terminó decepcionada, mencionado cosas similares como las de Santiago Cosme:

  • El expositor, que no era Jürgen, nunca dio su nombre.
  • Su comportamiento fue grosero y prepotente.
  • Ofendió a la gente al hacerles preguntas, para minimizarlas.

Otro de ellos, Damián Gil, de una forma mucho más moderada dijo que no considera a Jürgen un charlatán, que más bien se le hace una persona interesante y bueno en lo suyo, pero a su vez, no le parece revolucionario.

Y Mauricio Cohen remata: “Jürgen Klaric es un divulgador, no un investigador.  A mi juicio promueve un optimismo construido a partir de resultados de la ciencia, de la distorsión de otros y de comentarios e ideas propias”

Lo anterior me hizo reflexionar:

  • ¿Hay métodos infalibles para los negocios?
  • ¿Existen fórmulas únicas que aseguren el éxito?
  • ¿Porqué muchas veces al seguir fielmente los pasos de un proceso académico o de algún gurú, aun así no se logra el éxito?

No existe fórmula única en los negocios, punto

No se tú, pero yo he conocido ya bastantes hombres de negocios exitosos, en distintas áreas como la industria, los servicios, la salud y los alimentos; y gran parte de ellos sin grandes conocimientos de los procesos o teorías empresariales.

No estoy diciendo en ningún momento que sus negocios no tengan áreas de oportunidad o de mejora.

Sino más bien como su visión, carácter y sentido común los llevó a ofrecer productos o servicios de una manera rentable y escalar sus empresas de manera sorprendente.

Muchos de ellos han hecho verdaderos gigantes, como Amancio Ortega, de Inditex (Zara, Massimo Dutti, Bershka y varias más) que está en el ranking de los hombres más ricos del mundo, y que a los catorce años inició como empleado de una empresa textil Santiago de Compostela, España.

Mi interpretación práctica es que el emprendedor u hombre de negocios exitoso tiene o desarrolla una capacidad sólida para entender el mercado y proveerlo de lo que necesita.

Saber como producir en su industria a menores costos y obtener y administrar las ganancias de tal manera que le permitan sostener la empresa e impulsarla al crecimiento.

Sabe de quien reodearse.

Por eso creo que es vital considerar que se deben crecer o desarrollar habilidades personales de visión y sentido común para conectar con las necesidades de la gente, la manera de cubrirlas a un costo razonable y un menor tiempo, y administrar los rendimientos con enfoque de desarrollo y expansión.

Es cierto que en distintos momentos y espacios se necesitarán de consultores o conocimiento que ayuden a aumentar márgenes de ganancia, vender más, optimizar algún proceso u otro tipo de requerimiento.

Pero también es mi opinión, que el buen juicio del empresario lo llevará a tomar la mejor decisión costo-efectiva, esto es, que la inversión que haga le produzca mayores rendimientos en un tiempo razonable.

Ahora bien, ¿de dónde nutrir ese criterio?

Mi recomendación es leer a los mejores exponentes en cada área de negocios. Evitar las estrellas fugaces de moda o los falsos gurús que prometen resultados irreales.

Darse el tiempo para distinguir quienes son.

La calidad del conocimiento siempre es palpable, porque es profunda y sustentada.

En la actualidad hay libros muy confiables para diferentes procesos de negocios:

  • Planeación Estratégica. Scaling Up de Verne Harnish.
  • Modelo de Negocios. Business Model Generation de Alexander Osterwalder.
  • Balanced Scorecard. The Balanced Scorecard de Robert S. Kaplan y David P. Norton.
  • Marketing. Marketing 4.0 de Phillip Kotler.
  • Branding. The Brand Flip de Marty Neumeier.
  • Liderazgo. The Icarus Deception de Seth Godin
  • Marketing Digital. Grow! De Donnie Sheldon
  • Diseño. 100 Things every designer needs to know about people de Susan M. Weinschenk

admira blog

Estoy seguro que se me escapan autores y más libros, el espacio es corto en este artículo, pero son un buen inicio, y mi invitación es dar tiempo a las mejores ideas para que influyan constructivamente nuestro criterio.

Lo más importante es que todas esas ideas que se hayan aceptado se convertirán en las múltiples opciones que podremos usar para enriquecer las decisiones.

Algo así como una navaja suiza, tiene muchos cachivaches, donde cada quién sabe como y para qué los usa.

ADmira blog

En mi opinión, la herramienta número 1 de los negocios en la visión y criterio de quien dirige e impulsa la empresa.

¡Suscríbete!

¿Te gusta el contenido? Recibelo directo a tu correo :)

¡Perfecto ;) estámos en contacto!